martes, 19 de junio de 2012

EL MATE CEBADO, MUCHO MÁS QUE UNA COSTUMBRE


La yerba mate es una planta originaria de Sudámerica. La Ilex Paraguariensis, su nombre científico, fue uno de los alimentos básicos consumidos por los Guaraníes. En la actualidad su popularidad alcanza a todo el mundo.
Para muchos tomar mate es un ritual que se comparte con al menos una persona más, el que ceba. Para otros, el mate es la infusión infaltable que despierta a la mañana, o la infusión que  acompaña todo el día.
Las formas de consumo son variadas y se relaciona con las costumbres adquiridas. Entre las más habituales, figuran: el mate cebado amargo, con azúcar, con edulcorante, con cascaritas de naranja, con cascaritas de limón, con café, en verano suele consumirse frío, también es muy popular el mate cocido solo o con leche.
Más allá de la cuestión social, el consumo de yerba mate genera muchos beneficios para la salud.
En su composición nutritiva se pueden destacar algunos micronutrientes antioxidantes como la vitamina C y los beta carotenos, de todos modos, estos nutrientes se encuentran distribuídos ampliamente en el grupo de los vegetales y las frutas.
Otras vitaminas de interés son las del grupo B, las que participan en la liberación de la energía contenida en los alimentos y su posterior aprovechamiento en el organismo.
También se encuentran minerales como el sodio, en baja proporción, el potasio y el magnesio, los que contribuyen al cuidado de la salud cardiovascular, cobre, calcio, hierro y el zinc, junto con el selenio participan en el cuidado de nuestro sistema de defensas.
Otro grupo de sustancias son las xantinas, familia a la que pertenece la cafeína, compuesto que estimula el esfuerzo físico e intelectual, nos mantiene en estado de alerta y favorece la eliminación de líquidos. Estas sustancias estimulantes también aumentan la secreción ácida en el estómago, lo que puede irritar la mucosa y causar inflamación agravando un estado previo.  En 100 gramos de yerba mate se consiguen extraer aproximadamente 300 mg de cafeína, límite máximo del consumo definido por la Organización Mundial de la Salud. El contenido en cafeína variará según el proceso de elaboración de la bebida.
Además contiene saponinas, sustancias  con actividad hipocolesterolemiante las que favorecen la disminución del colesterol de los alimentos, impidiendo parcialmente su absorción.
La yerba mate contiene, así como otras especies vegetales, un grupo de sustancias llamadas polifenoles, las que participan en proteger a las células de la oxidación, daño o deterioro, previniendo algunas enfermedades crónicas, como las cardiovasculares y ciertos tipos de cáncer, como así también contribuyen a mantener en estado óptimo las defensas.
Según sostiene el Instituto Nacional de la Yerba Mate, el potencial comercial de la yerba mate es ilimitado, teniendo en cuenta el creciente consumo de productos sanos y naturales en todo el mundo.
En nuestro país, según datos del Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria las provincias de Misiones y Corrientes poseen características geográficas y climatológicas ideales que colocan a La Argentina como el principal productor mundial de yerba mate.

No hay comentarios:

Publicar un comentario